¿El Ozono sirve como desinfectante?

EL OZONO COMO DESINFECTANTE

El Ozono como desinfectante es un biocidas, es decir, una sustancia natural destinada a destruir cualquier organismo considerado nocivo para el hombre. 

 

 El Reglamento Europeo sobre productos biocidas incluye el Ozono como biocida para usos desinfectantes, aplicable para la desinfección de superficies, materiales, equipos, muebles, sistemas de aire acondicionado, paredes, suelos de lugares públicos y privados, zonas industriales y otras zonas destinadas a actividades profesionales, pero también destinado a la desinfección del aire y de espacios domésticos. Además, el Ozono como desinfectante también es un potente viricida que combate los organismos nocivos para la salud.

¿QUÉ ES EL OZONO?

El ozono (O3) es un gas formado por tres átomos de oxígeno. Es un oxidante altamente potente contra mohos, virus y bacterias. Sin embargo, pueden implicar ciertos riesgos para las personas debido a sus propiedades intrínsecas y un uso inadecuado. Por esta razón no puede ser aplicado en presencia de persona y los profesionales que lo usan deben actuar bajo los protocolos e instrucciones adecuadas.

Los generadores de ozono transforma el oxígeno (O2) del aire en ozono (O3) mediante la producción de descargas eléctricas que aumentan la energía de activación de los átomos de oxígeno y propicia que se unan de tres en tres. Para un uso eficaz, hay que controlar la concentración de ozono en el ambiente tras realizar el tratamiento, sin que se superen los límites establecidos.

EFECTOS PARA LA SALUD

Para evitar riesgos en la salud, la aplicación de generadores de Ozono está prohibido en presencia de personas. Deben seguirse en todo momento las instrucciones del fabricante y deben evitarse la exposición persistente a largo plazo a altas concentraciones de ozono en los lugares de trabajo. Y finalmente, se debe ventilar adecuadamente el lugar desinfectado antes de su uso. 

USO DEL OZONO Y SU EFICACIA FRENTE AL COVID-19

Las rutas de transmisión del Covid-19 aún son objeto de debate. Sin embargo, las evidencias confirman que el virus se trasmite a través del aire en ambientes con presencia de personas contagiadas en donde exista una ventilación inadecuada. El coronavirus SARS-CoV-2, responsable de COVID-19, es un virus que lo hace particularmente susceptible a la destrucción por desinfectantes, incluyendo Ozono. 

El ozono como desinfectante oxida fácilmente la envoltura viral del Covid-19, destruyendo su estructura, dejándola inactiva. El virus no es capaz de reparar el daño y, por lo tanto, se acaba destruyendo gracias a la acción oxidativa. En otras familias de virus el Ozono actúa destruyendo las proteínas de la cápside (donde se haya el material genético) y los ácidos nucleicos. 

CONCLUSIONES

El uso de Ozono como biocidas es eficaz para erradicar cualquier tipos de virus y bacterias, incluyendo el COVID-19. Siempre se debe utilizar bajo unos controles y protocolos específicos para evitar riesgos en la salud y nunca debe utilizarse en el mismo momento que incluya personas en el lugar. Los generadores de Ozono se deben emplear cuando las estancias han sido deshabilitadas y realizar una posterior ventilación del lugar. Se debe evitar en todo momento la exposición del Ozono en personas. 


Contacta con nosotros para más información. 

 

 

 

 

 

 

 

 

21 agosto, 2020
Categorias: VILO Desinfección
2021 ® Todos los derechos reservados
Top